Delación de ejecutivo de Odebrecht salpicaría a Temer | Vistazo

Delación de ejecutivo de Odebrecht salpicaría a Temer

Mundo

Delación de ejecutivo de Odebrecht salpicaría a Temer

EFE Viernes, 09 de Diciembre de 2016 - 17:43
La delación un alto ejecutivo de Odebrecht implicaría directamente al presidente de Brasil, Michel Temer, y a varios de sus asesores, que habrían recibido de la constructora 3 millones de dólares en 2014, según medios locales.
 
De acuerdo con la Revista Veja y el sitio BuzzFeed, la información procede de la confesión del exvicepresidente de Relaciones Institucionales de Odebrecht, Cláudio Melo Filho, quien colabora con la Justicia en la investigación del "Lava Jato" en el marco de un acuerdo a cambio de la reducción de condena.
 
Según los medios, Odebrecht habría entregado 10 millones de reales (unos 3 millones de dólares) al abogado José Yunes, uno de los consejeros más próximos a Temer, y al ministro de la Presidencia, Eliseu Padilha, durante la campaña electoral de 2014.
 
Diputados, senadores, ministros y exministros de la expresidenta Dilma Rousseff también habrían recibido dinero de forma irregular en una red corrupta en la que estarían implicados todos los partidos, de acuerdo con la información divulgada hoy.
 
Melo Filho presentó correos electrónicos, documentos y extractos telefónicos para probar sus afirmaciones ante la Justicia.
 
La delación de ejecutivos de Odebrecht, publicada a cuentagotas, ha sido calificada por los medios de comunicación brasileños como la "confesión del fin del mundo", ya que se sospecha que su relato puede hacer tambalear a toda la clase política brasileña.
 
Según comprobó la Fiscalía, Odebrecht y otras constructoras importantes del país obtenían contratos amañados con la petrolera estatal Petrobras, inflaban los valores y repartían las diferencias entre directores de la petrolera estatal y partidos políticos que amparaban la corrupción.
 
La compañía ha pedido públicamente disculpas y firmó un acuerdo de lenidad con las autoridades por el cual se compromete a pagar cerca de 6.800 millones de reales (unos 2.000 millones de dólares) de multa por su participación en la trama.