Ezequiel Castro: el gestor junto a la mujer fuerte | Vistazo

Ezequiel Castro: el gestor junto a la mujer fuerte

Especial Terremoto

Ezequiel Castro: el gestor junto a la mujer fuerte

Redacción Vistazo Jueves, 13 de Abril de 2017 - 19:03
Dice el refrán que detrás de un gran hombre hay una gran mujer. Ezequiel Castro y su esposa rompen con este esquema. Karla Morales es la mujer que movilizó a más de tres mil voluntarios durante las labores de rescate del terremoto del 16 de abril del 2016. Y él, el hombre que se mantuvo siempre a su lado. 
 
Argentino de 31 años, es el Director de Operaciones de Kahre, la fundación que creó junto a Karla en el 2014, pero que arrancó de forma arrolladora a partir del terremoto de 7.8 grados que sacudió al país. Ambos movilizaron la ayuda hasta los cantones más afectados de Manabí y Esmeraldas. Mientras ella recibía las donaciones, el coordinaba la distribución. “La dupla perfecta”, dice ahora. 
 
El terremoto cambió la rutina de la pareja, que se había casado apenas hace algunos meses. La tragedia les permitió conocerse a niveles inesperados, a niveles que a otras parejas les hubiese tomado años. “Aprendimos a trabajar juntos. Es totalmente diferente una relación amorosa de una relación laboral y ambos estábamos volcados a lo que sabíamos hacer”, explica. 
 
 
El tema de la vocación de servicio siempre ha estado presente: ella es abogada de derechos humanos y él, es bombero voluntario desde hace once años. La labor de ambos radica en atender al otro. Ezequiel dice que se siente orgulloso de hacer realidad el sueño, junto a Karla, de tener una fundación que proveea equipos de respuesta, que estén disponibles para atender emergencias.
 
Luego del sismo, Ezequiel estuvo más de tres meses viviendo en Manabí. Compartirlo todo fue de gran ayuda para que la distancia no los afecte. Además de su pasión por la solidaridad y las ganas de ayudar, habían muchísimos momentos de frustración y tristeza. “Hablábamos de trabajo y al final del día, también de cómo nos sentíamos y cómo estaba todo. Estábamos comunicados y unidos todo el tiempo”. 
 
 
La fortaleza de esta pareja, dice Ezequiel, está fundamentada en sus diferencias. Mientras Karla es intelectual y gusta de la vida tranquila, él es activo, deportista y fanático de la adrenalina. “Somos nuestro cable a tierra: Karla me ayuda a centrarme y yo la ayudo a moverse un poco más rápido. Esto nos lleva a generar lo que somos hoy”. 
 
-¿Y la atención mediática? ¿Cómo manejan esto?
 
-Ella es la famosa, a mí no me gustan las cámaras.